Un libro y una historia con corazón Headline Animator

Seguidores

08-05-10

5 comentarios
Reacciones: 
Aunque crezca y llegue a la madurez, para una madre su hijo sigue siendo un niño pequeño.
—Jean Gastaldi


A Sarita

0 comentarios
Reacciones: 
Hola Sarita, Cómo estás?

Recuerdo como si hubiera sido  ayer ese día, después de casi veinticinco años, nos reencontramos con mi querida amiga Sarita.  No puedo describir con palabras cuanto significó el saber nuevamente de ella.  Fuimos amigas y compañeras de liceo, estudiamos en un liceo comercial.  Yo llegue a quedar en quel curso solo por un mala pasada del destino, llamada matemáticas.  Por no superar con excelentes votos, tenia que aceptar estudiar ventas.  
Al final  lo acepte y tuve la mejor amiga,  que uno puede tener a esa edad.  Siendo ambas de bajo nivel económico, nos ayudabamos incluso compartiendo el pancito o el  queque. En cada momento libre nos dedicabamos a hablar de amores y desamores.  La verdad es que a ella solo le conoci un amor.  Siempre me habló de él, su gran dilema era que era de religiones diversas.  Tenía miedo que su familia no entendiera. Cuando la deje de ver, eran novios.  Esto fue en el año 1982, yo deje de estudiar dos años. 
Luego hice mis estudios superiores, me case, forme mi familia. 
Nunca más supe de ella.  Hasta el día que he mencionado antes.  Tenía su negocio, se había casado con su gran amore, tenia dos hijos, esto fue en el año 2006.  Estuvimos en contacto todo el tiempo que duró mi visita a familiares en mi ciudad natal, casi un mes. Conversamos de todo, de sus hijos, era orgullosa de ellos, habían terminado el Liceo y uno iba a la universidad. Me hablo poco de su esposo, pero bien. Puedo decir que a pesar de que nunca lo conocí, es un buen hombre y quiso mucho a mi amiga.
El último día me fui a despedir, le recomende mucho de cuidarse, había estado un poco enferma, pero ya estaba bien, al menos eso pense.
Por diversas razones, no voy seguido  a mi ciudad.  Siento siempre nostalgia de ir.
Volvi en el año 2008, después de unos días, pense en ir a ver a mi amiga.  Llegó y en su negocio, me encuentro una persona que no conozco.  le digo:
-Perdón, busco a Sara
- Sara?
-Si, es la dueña de este negocio
-Ahhh ella murió de ictus hace casi dos años
Quede de piedra y no supe que decir, hacía casi dos años, que yo la había visto por última vez.   .
-Quiere hablar con su esposo, Don........ está dos negocios más allá.  Le dije no, no lo había conocido antes.  No quise.  Pero la curiosidad, me llevó a acercarme, cuando dije que " fue un buen hombre, y que quiso mucho a mi amiga"   lo dije porque  después de ver el hombre que estaba dos negocios más allá, con un joven de unos dieciocho años, conversando animadamente  (el hijo de Sarita, a él si lo había conocido) se veía una persona especial, como especial fue mi amiga.
Related Posts with Thumbnails